Una mayor visibilidad para nuestros afiliados

El universo de profesionales agrupados bajo las Cajas de Previsión y Seguridad Social de nuestro país presenta grandes diferencias, pero similares desafíos ante la situación de crisis a la que nos enfrenta la pandemia de Coronavirus.

Diferencias en cuanto se trata de actividades incluidas o exentas de la posibilidad de ejercer su tarea (e incluso dentro de una misma profesión según la región del país también existen diferencias), pero igualadas en la condición de trabajadores que prestan servicios a terceros recibiendo un pago por éstos, y que en estos momentos están impedidos de generar su sustento.

Esto obliga a pensar distintas estrategias que atiendan a estas particularidades. Así como cada Caja tomó sus propias determinaciones para su grupo de afiliados, los Colegios y Consejos también intentan encontrar alternativas para poder prestar servicios o mitigar el efecto de no poder brindarlos.

“El parate de la actividad profesional pone entonces a las Cajas en la urgente necesidad de dar una mayor visibilidad a la problemática de sus afiliados para poder acompañar sus necesidades y reclamos en estas circunstancias y que su accionar sea debidamente reconocido por las autoridades competentes para que puedan brindar algún tipo de auxilio en esta situación. Por citar un ejemplo, si bien algunos profesionales están comprendidos en las categorías A y B de monotributo que han recibido el auxilio del Estados, el resto de las categorías y los trabajadores autónomos no han sido contemplados”, expone a modo de ejemplo Gustavo Beveraggi, Secretario General de la Coordinadora.

Recordemos que las Cajas Profesionales son entidades de ley que administran el aporte de los profesionales y bregan por sus derechos, pero de ninguna forma pueden reemplazar al Estado en el auxilio de esta situación económica. Por tanto, “las instituciones deben alzar la voz para visibilizar la situación de sus afiliados y mantenerse alerta para analizar el impacto de la crisis, pero a la vez dispuestos a participar en todo espacio donde seamos convocados para encontrar soluciones que permitan llevar tranquilidad y certidumbre a los profesionales independientes de todo el país”, afirmó Beveraggi, expectante de ser tomado en consideración para dar cuenta de la realidad de los profesionales argentinos.